• Amparo Piñeirua

La Vida no se Acaba, hasta que se Acaba.




Cuando era adolescente me gustaba anotar en un cuaderno especial frase que tenían algún significado para mi, una de esas frase me ha acompañado a lo largo del camino y la he repetido para mis adentros en momentos cruciales, la frase reza así: La vida quizá no vale nada, pero nada vale lo que la vida.

Sin temor a equivocarme, creo que todos los presenten en diferentes momentos de nuestra vida nos hemos preguntado ¿Cuál es el sentido de nuestra existencia? La primera vez quizás en la adolescencia, después en la media edad y cada vez que la vida nos sacude ¿Por qué a mí me sucedió tal cosa? y ¿por qué no?, ¿por qué nos duelen los sucesos de las personas amadas?, ¿cuál es el sentido del sufrimiento ? y por supuesto todos hemos tenido pérdidas de todo tipo, materiales, de crecimiento, quizá divorcios, abandonos, muertes y la lista seria larga.

Entrar en el mundo de la logoterapia, nos lleva al camino de la conciencia de estas preguntas y nos da herramientas para encontrar sentido a nuestra vida cotidiana, también nos da la oportunidad de reconciliarnos con nuestro pasado, resignificando lo sucedido.

Los seres humanos, complejos por naturaleza, provistos de emociones para sentir el amor, la belleza, la naturaleza pero también el odio, el resentimiento, la frustración, todo nos conforma.

Como lidiar con las emociones, que son un lastre que nos impide ser libres, es también una misión posible si una quiere y cuenta con herramientas.

Y porque no en esta gama de emociones aprender a disfrutar más y mejor de lo que sí esta, y de lo que sí tengo, de lo que recibo y de lo que doy.

No podemos cambiar lo que sucede, los terremotos, las enfermedades, las pérdidas, la muerte, muestra condición de seres limitados, el dolor y muchas cosas más, pero si podemos cambiar la actitud que tenemos ante ellos y esta es nuestra responsabilidad hacernos cargo de cómo queremos vivir cada momento.


Esta no es Amparo reportándose, esta es Maribel Such reportándose.


Esto fue un discurso que dio una amiga mía en la terminación de un diplomado que hicimos juntas y me gusto tanto que quise compartirla con todos ustedes espero lo disfruten tanto como yo.


Le agradezco mucho a Maribel que me permitiera publicarlo a mí en este blog.

7 vistas

©2019 Cuéntamelo Todo.